Yoga

Actualmente asociamos la palabra Vinyasa a un tipo de yoga dinámico basado en la unión de movimiento y respiración a lo largo de secuencias de posturas (asanas) enlazadas entre sí.

HORARIOS

Instructor Vinyasa Yoga

Valentina Belli

Actualmente asociamos la palabra Vinyasa a un tipo de yoga dinámico basado en la unión de movimiento y respiración a lo largo de secuencias de posturas (asanas) enlazadas entre sí.

Las secuencias de asanas que se crean en una clase de Vinyasa Yoga constituyen un excelente medio para explorar la sucesión de momentos producidos en una situación consciente que logramos a través de focalizar la atención en la unión de movimiento y respiración. Así pues, Vinyasa puede ser una forma de yoga, pero también es el proceso consciente que ocurre de forma natural cuando ordenamos las circunstancias de forma adecuada.

Aprendemos a estar concentrados y conscientes mientras soltamos cualquier expectativa de lograr un resultado concreto, rindiendo las demandas del ego al tiempo que calmamos la mente, todo siendo conscientes de la complejidad de lo que sea que acontece. Cultivando una mente abierta, inquisitiva y de aceptación en la controlada estructura de la práctica, el encuentro con las diferentes paradojas y lo desconocido empiezan a sentirse cómodos e interesantes en lugar de amenazantes. De forma gradual, los habituales patrones de comportamiento y pensamiento preconcebidos se disuelven y, de esta forma, nos hacemos más libres de los condicionamientos impuestos por la mente.

En la práctica de Vinyasa Yoga, el cuerpo y la respiración son el vehículo y la herramienta de acceso a estados más profundos de autoconocimiento y conciencia. La práctica física dinámica ayuda a depurar el organismo, a crear ligereza y a evitar el estancamiento, tanto físico como mental ayudándonos así adquirir una visión interna y externa clara y ecuánime.